Qué ver en Venecia

Mis últimas vacaciones las he pasado en Italia, visitando varias ciudades. Entre ellas, Venecia, la ciudad de los canales que hay visitar al menos una vez en la vida y, según se dice por ahí, ¡hacerlo antes de que se hunda!

Antes de ir a Venecia había escuchado comentarios negativos de la ciudad (mal olor, mucho calor, muchos turistas…). Creo que todos esos comentarios me prepararon para lo peor y, al final, Venecia me sorprendió para bien. No olía mal, y aunque hiciese mucho calor y hubiese muchos turistas, se puede sobrellevar. Al fin y al cabo, ¿qué es un poco de calor cuando se está en una ciudad tan bella como Venecia? 🙂

Solo tuve la oportunidad de pasear por sus calles durante un día, pero con pocas horas se puede visitar lo más importante de la ciudad. Aquí os dejo los lugares imprescindibles que, a mi parecer, hay que ver en Venecia:

Plaza de San Marcos

Esta plaza es el centro de la vida veneciana. Considerada una de las plazas más bellas de Europa, concentra varios puntos de interés que no hay que perderse al visitar Venecia.

Basílica de San Marcos
Basílica de San Marcos

Uno de estos lugares es, obviamente, la Basílica de San Marcos, adornada con mármol y preciosos mosaicos. La entrada es gratuita, aunque para ciertas visitas sí hay que pagar (como para visitar el Tesoro o subir a las terrazas). Como en todas las iglesias italianas, hay que cumplir con un código de vestimenta y no enseñar hombros ni demasiada pierna, por lo que conviene llevarse un pañuelo o una chaqueta para cubrirse al entrar.

Al lado de la Basílica se encuentra el Campanile, su campanario. Con casi 100 metros de altura ofrece unas vistas impresionantes de la ciudad. Yo subí cuando comenzaba a caer el sol y es espectacular. Cuesta nada menos que 8 euros subir (al menos es en ascensor), pero intentad elegir subir a una hora en la que no toquen las campanas… porque el ruido es ensordecedor. Sí, me pasó XD (tocaron a misa justo cuando esperaba al ascensor para bajar).

Campanile
Campanile

Para completar la visita a la Plaza de San Marcos, y si el presupuesto lo permite, ¿por qué no tomar algo en uno de sus famosos e históricos cafés? El más famoso es el Café Florian, pero ya os aviso que solo por sentarse en su terraza y escuchar la música en directo cobran 6 euros por persona. Una cerveza os saldrá por 13 euros, un zumo por unos 11 euros… Os hacéis una idea, ¿no?

Aperitivo en el Café Florian, Venecia
Aperitivo en el Café Florian, Venecia

El Gran Canal

Se podría decir que el Gran Canal divide Venecia en dos, ya que lo atraviesa trazando una especie de S invertida. A lo largo de este canal hay muchos edificios interesantes, pero sus puentes son los que más llaman la atención, como el Puente Rialto, archiconocido gracias a sus arcos y tiendas, o el Puente de la Academia, desde donde se tiene una preciosa vista del final del Gran Canal junto a la Basílica de Santa María de la Salud.

Vista desde el Puente de la Academia
Vista desde el Puente de la Academia

Otros canales

Venecia se sitúa sobre más de 100 islas separadas por más de 170 canales y conectada por más de 400 puentes, por lo que es muy tentador perderse por sus laberínticas calles. Bien a pie, o bien en góndola, hay muchos rincones que descubrir. Uno de ellos es el Puente de los Suspiros, cerca de la Plaza de San Marcos, que conecta el Palacio Ducal con una antigua prisión. Se dice que el nombre del puente deriva de los suspiros de los presos al pasar por allí y saberse privados de su libertad.

Puente de los Suspiros
Puente de los Suspiros

¡Idea!

¡Haced una escapada a Verona! Más allá de ser la ciudad de Romeo y Julieta (y poder visitar su casa), es una bonita ciudad histórica, donde destacan su Arena (donde podéis disfrutar de espectáculos) y la Plaza de las Hierbas (Piazza delle Erbe).

Casa de Julieta
Casa de Julieta

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *