Guest to Guest: cómo es viajar alojándote en casas ajenas

¿Alguna vez has soñado con unas vacaciones a lo película “The holiday”? ¿Y si te dijera que puedes hacerlo realidad con Guest to Guest? Si no entiendes una palabra de lo que estoy diciendo, sigue leyendo, que te lo explico todo en este post 🙂 .

“The holiday” es una película que tiene unos añitos, pero que tienes que ver si te gusta viajar, la Navidad, o las cosas romanticonas (¡o todo junto!). Sus protagonistas son la tranquila Iris (Kate Winslet), que vive en un pueblito de la campiña inglesa, y la estresada Amanda (Cameron Diaz), que trabaja en la industria de Hollywood en Los Angeles. No se conocen, pero ninguna de las dos pasa por su mejor momento, así que deciden irse de vacaciones, cada una por su lado. Curiosamente, se encuentran a través de una web en la que pueden intercambiar sus casas para disfrutar de esas merecidas vacaciones y ¡ocurre la magia!

¿Y qué es Guest to Guest?

Guest to Guest es esa web con la que puedes emular a Iris y a Amanda. Es una plataforma de intercambio de casas. Es decir, que es una manera de viajar alojándote en casas de otras personas, por lo que es más barato que otras opciones.

Existen dos modalidades. La primera es el intercambio de casas, osea, como en la película. Tú te alojas en la casa de otra persona, y esa persona se aloja en la tuya de forma simultánea (o no). La segunda es el intercambio con puntos, gracias al cual tú te alojas en casa de alguien, pero esa persona no se aloja en tu casa. En este caso pagas tu estadía con GuestPoints.

¿GuestPoints?

Los GuestPoints son lo que cuesta un alojamiento, pero en lugar de ser dinero, son puntos. Cada casa tiene una valoración dependiendo de su ubicación, el tamaño y las facilidades (wifi, lavadora, horno…). Es el precio por noche que deberás pagar al alojarte.

Al crearte tu perfil y completarlo, Guest to Guest te da 750 GuestPoints. Con esos GuestPoints podrás alojarte varias noches en otra casa en cualquier parte del mundo y probar esta forma de viajar. Después, cada vez que dejes tu casa a alguien, recibirás los puntos que valga tu casa. Si verificas tu perfil (te lo explico después), también recibirás 500 GuestPoints. Y si te inscribes clicando en la imagen, te llevarás 100 GuestPoints extra 😉 .Guest to Guest

Completar el perfil

Guest to Guest es una comunidad, por tanto, está formada por miles de usuarios reales, con casas reales. Cuando te das de alta debes rellenar tus datos personales (quién eres, cómo eres…) y los datos de tu casa (descripción, fotos, ubicación aproximada…). Así ayudarás a las personas que quieran realizar el intercambio contigo o alojarse en tu casa a saber más sobre tí y tu vivienda (y tú podrás saber más sobre ese lugar donde te puedes hospedar en tus vacaciones).

Cada vez que una persona realiza un intercambio recibe una valoración, por lo que éste es un aspecto importante de los perfiles. Si tú te quedas en la casa de alguien, valorarás a tu anfitrión/a y su vivienda, y él o ella te valorará a tí como invitado/a. Gracias a la experiencia de otras personas puedes saber qué vas a encontrarte al realizar el intercambio.

Y si las valoraciones de otras personas no te terminan de convencer, existe un tipo de perfil más seguro, que es el verificado. Éste se indica con un símbolo de ‘check’, y quiere decir que ese perfil ha sido revisado por el equipo de Guest to Guest para comprobar que es quien dice ser y su vivienda está donde dice estar. Los perfiles verificados cuestan 25€, lo que indica que la persona de verdad tiene un interés por compartir su casa y disfrutar de esta manera de viajar.

Guest to Guest
Así es una búsqueda en Guest to Guest

¿Y es todo gratis?

La estancia la pagarás con GuestPoints, que no cuestan dinero, pero Guest to Guest necesita financiarse, así que existe una tarifa que se llama Servicio Plus y que cuesta 10€ por noche. Así, si te quedas en casa de alguien un fin de semana por ejemplo, pagarás 20€, que es una cantidad asequible sobre todo si viajas en compañía.

Lo bueno que tiene este Servicio Plus es que es un seguro, no es una simple comisión, y te garantiza asistencia 24 horas los 7 días de la semana en caso de urgencia. Si eres invitado y tu intercambio es cancelado, sin importar la causa, Guest to Guest buscará una alternativa para ti, o te cubrirá los gastos de alojamiento o transporte si decides no viajar tras la cancelación. Además, si no estás conforme con la casa en la que te alojas, te buscan una solución alternativa.

Mi experiencia con Guest to Guest

En mi caso he utilizado Guest to Guest varias veces. Como ejemplos, la primera vez me alojé una noche en Lloret de Mar, y la segunda, un fin de semana en Ibiza. En ambos casos ha sido una buena experiencia realizando un intercambio no recíproco por puntos. Es decir, me he alojado en casa de otras personas a cambio de GuestPoints, pero esas personas no se han alojado en mi casa.

Playa de Fenals, Lloret de Mar
La playa de Fenals es uno de los lugares que conocí en mi estancia en Lloret de Mar

Tranquilidad

En estas dos ocasiones que me he alojado en casa de alguien he estado muy a gusto, ya que he tenido la casa para mí sola. Si viajas sola, como es mi caso, es ideal para pasar unas vacaciones o escapada de relax, ya que estás a tu aire y puedes descansar como si estuvieras en tu casa.

Ahorro

He comprobado que alojarme con Guest to Guest sale más barato que en otro tipo de alojamientos. Al ser un sistema que funciona con puntos, no necesitas desembolsar mucho dinero. Es cierto que no es totalmente gratuito, pero el coste es muy pequeño. Además, poder disponer de la cocina te permite ahorrar en comidas, cosa que no ocurre en otro tipo de lugares.

Funcionamiento y contacto

La web es muy intuitiva, y me encanta poder ver los alojamientos en un mapa para elegir aquellos que mejor me convienen por ubicación. Siempre miro bien la ficha de perfil de cada usuario, ya que allí encuentras las fotos de su casa y todas las facilidades con las que cuenta, por lo que sabes de lo que puedes disponer. 

Además, me gusta el contacto con gente local. Enviar un mensaje a los propietarios/anfitriones es muy sencillo y el chat cuenta con un traductor, por lo que no tendrás problema en entender la conversación si viajas a un país donde no hablas el idioma. Puedes ver en los perfiles qué personas son más afines a tí, y al hablar con ellos te dan incluso consejos sobre cosas que visitar o hacer en el destino. Por ejemplo, mi anfitriona de Ibiza me recomendó ir al mercadillo de Sant Joan el domingo, del que yo no había oido hablar. Al fin y al cabo, ellos son los que viven allí y conocen el terreno. 

Seguridad

¡Es totalmente seguro! Puedes realizar tanto el pago a través de la web como el intercambio en sí con total tranquilidad. Es una comunidad de viajeros que de verdad quieren viajar de esta forma, por lo que la confianza y la hospitalidad mandan. Además, si dejas tu casa siempre estás cubierto por el Servicio Plus por si acaso hubiera algún problema.

En mi caso, al alojarme en casas ajenas soy muy cuidadosa y lo dejo todo limpio al marcharme. ¡Qué menos que dejar las cosas como las has encontrado! Al final es una cuestión de educación, y creo que los usuarios de la plataforma son muy respetuosos en ese sentido.

Guest to Guest
Una de las casas en las que me alojé

Por ponerle una pequeña pega…

Con Guest to Guest hay que planificar con antelación, y aunque esto no es para nada negativo, sí que puede condicionar tu viaje. En este sentido, el sistema no es tan rápido como reservar un hotel, ya que necesitas contactar con la persona para saber si tiene disponibilidad. Por poner un ejemplo, intenté utilizarlo en Canadá, pero no conseguí cerrar ningún intercambio, ya que parece que todos los alojamientos estaban solo disponibles en agosto y no en septiembre, que era cuando lo necesitaba.

En definitiva, ¿recomiendo Guest to Guest?

¡Por supuesto! Alojarte en la casa de otra persona te acercará a la vida local, es económico y te da mucha libertad. Son la plataforma líder en el mundo en intercambio de casas, funciona en todo el mundo y cuentan con un buen servicio de atención al usuario en caso de preguntas.

Si aún te queda la duda de si probarlo o no, ¡hazlo! Como te decía, solo por completar el perfil ya te dan GuestPoints suficientes para alojarte varias noches en otro lugar, y solo si lo pruebas sabrás cómo es y despejarás ese “cómo será” de tu mente.

Y si necesitas una razón más para hacerlo, acuérdate de “The holiday”. Te la recomiendo, no por el lado romanticón, sino por la inyección de girl power que te darán las protagonistas y, por suspuesto, las ganas de viajar. Y oye, ¡igual en tu intercambio te encuentras a un Jude Law que te alegra las vacaciones!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *